En el Zulia denuncian “guiso” en los Clap con productos importados

Con información de La Verdad

“Están metiendo una vulgar mentira”. La producción local que debía ser reconocida, impulsada y contenida en los planes de distribución de alimentos de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción no está en las cajas de los CLAP, al menos no en la colocación que recibe un grupo “minúsculo” de familias del oeste de Maracaibo. Y es que los productos del nuevo modelo de abasto tienen sello mexicano y huelen a “guiso” de divisas.

A casi un año de la creación de los CLAP saltan las “irregularidades”. Eduardo Vale, coordinar municipal de Voluntad Popular en Maracaibo, aseguró, en rueda de prensa, que hay un “engaño” al pueblo con alimentos importados desde México y en detrimento de la producción local, hecho que falta a unos de los ejes de la misión de los comités.

Acusó que se promueve la importación y deja rastros de negociaciones oscuras y sin control a investigar por la Asamblea Nacional y la Fiscalía. “Quiénes son estas empresas, a quiénes les dan a 10 bolívares el dólar (para la importación). Dónde está la lista de esos nombres. Quiénes son esos enchufados que traen estas cajitas a precios bastante preocupantes para el pueblo, que luego se las venden a 10 mil 500 bolívares”.

En abril de 2016 el presidente Nicolás Maduro decretó que “los CLAP son la cura del ‘bachaqueo’ y la corrupción, para llegar a una economía autosustentable, con fuerza propia, integrada, para satisfacer las necesidades del ser humano”. Afirmó que son “la nueva forma de organización popular encargada, junto al Ministerio de Alimentación, de la distribución casa por casa de los productos regulados de primera necesidad”.

Vale descargó señalamientos contra el Gobierno y la responsabilidad que apunta a la Gobernación del Zulia, porque “siguen negociando con el hambre del pueblo y no atienden los reales problemas”. La cifra de tres millones de beneficiados, reportados por el Ministerio de Alimentación, calculada con cajas a dólar preferencial tiene un desbalance con el monto de venta a las familias.

Cada caja de CLAP tiene un costo cercano a 20 dólares, que a 10 bolívares significa 200 bolívares; comprado con el precio de venta de 10 mil bolívares, se ocasiona una variación que resulta un “negocio de enchufado”, con dudas además de la calidad de los alimentos.

El dirigente pidió a la Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional avanzar en las investigaciones del programa de alimentación, y al Ministerio Público iniciar otra para determinar las responsabilidades. Recordó el engaño que hay a familias de Ildefonso Vázquez, Venancio Pulgar, Francisco Eugenio Bustamante, Caracciolo Parra, San Isidro, Antonio Borjas Romero y Luis Hurtado Higuera.

Político 

A propósito del anuncio del Consejo Nacional Electoral de fijar fechas para la legalización de los partidos políticos, Ángel Machado, concejal de Maracaibo, señaló que existe una desinformación y contradicción del CNE y la sentencia del TSJ.

Aseguró que cumplirán la meta de revalidar 12 mil firmas. Incluso más para superar los obstáculos y filtros a imponer por el Gobierno para evitar la actualización del Voluntad Popular, organización política opositora.